3 - Nociones básicas. Balance de blancos.

electric

Miembro Honorífico
15 Ago 2008
5.242
España
Provincia
Pontevedra (( Vigo ))
En fotografía el "balance de blancos", "equilibrio de color" o "equilibrio de blancos" es un ajuste electrónico que consigue una reproducción de color correcta sin mostrar dominantes de color, que son especialmente notables en los tonos neutros (el blanco y los distintos tonos de gris), con independencia del tipo de luz que ilumina la escena.

La razón por la que ajustamos el balance de blancos es para obtener los colores dentro de la imagen lo más cercanos a la realidad que captan nuestros ojos.

A todos nos ha pasado alguna vez que al revisar las fotos tienen un color dominante, y en nuestro caso azul, a pesar de que nosotros vemos la luz de nuestro acuario como blanca. Esto se debe a los grados kelvin de los tubos que utilizamos para iluminar, y al tipo de iluminación utilizada, me refiero a fluorescentes, que ya de por si dan luz fría.

Nosotros normalmente no notamos estas diferencias en temperatura ya que nuestros ojos se ajustan automáticamente. Es por esto que, al menos que la temperatura de una luz sea muy alta, nosotros siempre veremos una hoja de papel de color blanco. Sin embargo, una cámara digital no tiene la capacidad para hacer estos ajustes automáticamente de manera 100% eficiente y por lo tanto en ocasiones será necesario hacer los ajustes nosotros mismos.

Entonces, para situaciones en las que la luz es más fría (azul o verde) necesitaremos decirle a la cámara que caliente un poco la luz y viceversa.

Ajustando el Balance de Blancos

Cada cámara digital tiene su propia forma de ajustar el balance de blancos y por lo tanto sería imposible determinarlas todas, por eso es muy importante usar ese librito que traen las cámaras y que todos usamos para calzar la mesa, y así aclararnos un poco el como hacerlo.

Pero podríamos decir que hay dos formas de hacerlo, uno es el automático, donde la cámara mide y decide que tipo de luz hay, y el otro es el manual, donde podemos elegir a nuestra voluntad el tipo de luz emitida del lugar a fotografiar.

Ajustes Predeterminados para el Balance de Blancos

Auto.- En este modo la cámara decide automáticamente que ajuste seleccionar para cada una de las fotografías tomadas. Funciona muy bien en la mayoría de las situaciones aunque creo que vale la pena aventurarse a salir de este modo en casos de iluminación irregular.

Tungsteno - Normalmente representado por un icono de una bombilla se utiliza para tomar fotos en interiores, especialmente bajo iluminación incandescente. Generalmente enfría los colores en las fotos y ayuda a que no salgan amarillas.

Fluorescente - Este modo compensa lo “frio” de la luz fluorescente y le dará calor a la foto, de manera que esta sería la mas adecuada para T5.

Luz de día/soleado - Como indica su nombre es para sacar fotos a pleno sol o días con nubes pero mucha luz.

Nublado - En este modo generalmente se calentarán los colores un poco más que en el modo de luz de día, y se utiliza con cielos cubiertos.

Flash - El flash en una cámara digital generalmente emite una luz bastante fría por lo que este modo calentara los tonos un poco.

Sombra - La luz en la sombra es generalmente más fría (azul) que cuando se fotografía algo en plena luz del día, por lo que se cantaran los colores un poco también. Y se utilizará bajo zonas en sombra con poca luz.

Ajustes Manuales para el Balance de Blancos

En la mayoría de los casos se obtiene un resultado bastante satisfactorio cuando se usan los modos anteriores, pero algunas cámaras digitales, todas las DSLRs y las de bolsillo caras, permiten ajustar el balance de blancos de manera manual.

Lo que debemos lograr es indicarle a la cámara como se ve el color blanco bajo las condiciones en las que estamos tomando la fotografía y de esta manera le damos algún punto de referencia para que decida como se deben ver los otros colores.

Esto se hace cogiendo un papel blanco o gris y dejar que la luz que queremos captar ilumine ese papel. Se entra en el menú y hay una opción que es realizar ajuste manual por medio de un disparo. Se fotografía ese papel iluminado por la luz que queremos que se vea como nuestros ojos y se almacena. De este modo la cámara sabrá que esa luz la queremos ver así.

Bien.

Después de todo este tocho yo os recomiendo que siempre que vuestra cámara lo permita dispareis en RAW, raw es un formato de negativo digital, de manera que es una foto en bruto con muchas posibilidades.

Sacando la foto en RAW, podemos hacer el ajuste en el paso del revelado, me refiero en photoshop o cualquier otro que acepte ese formato, de manera muy fácil con solo aumentar o disminuir los grados kelvin de la imagen en bruto.

El mas común es cámara raw que lleva incluido PS.

Esta es una captura de la regulación.

ACR4.jpg


Probar vosotros mismos a hacerlo y vereis como nunca mas os volverá a preocupar el balance de blancos. Solo hay que saber una pequeña cuestión, y es que disparando en RAW no le suele afectar el modo de disparo. Con lo de modo de disparo me refiero al vivido, sepia, blanco y negro, etc. Pues estos ajustes solo afectan al jpg. Creo que programas como Capture NX de Nikon si es capaz de apreciar esos ajustes previos, pero Cámera RAW no.
 
Última edición:
Arriba